jueves, 16 de diciembre de 2010

Cosas a las que les presto atención:




no sé con cuál de mis nombres me pensás -me pensás, yo lo sé -o con cuál me tenés registrada en tu celular, o qué nombre mío usas para nombrarme si hablás de mí con alguien -suponiendo que hables de mí; no tengo certezas- Lo cierto es que nunca me llamaste por mí nombre, nunca lo pronunciaste en presencia mía. 

No es exactamente malo; saber cómo suena mi nombre en tu voz podría ser muy peligroso para mi memoria.



7 comentarios:

  1. Creo que vale la pena correr el riesgo.

    ResponderEliminar
  2. Me mató...lieralmente :(

    ResponderEliminar
  3. Me gusta muchísimo el texto, al igual que tu blog, ya tienes una nueva seguidora^^
    muaakss

    ResponderEliminar
  4. cosas que nunca me dijo..

    ResponderEliminar
  5. aún no ha llegado el día de oirle pronunciar mi nombre al hombre al que pertenezco

    a veces creo que ni tengo

    ResponderEliminar
  6. Me encantó el texto:)
    Da igual no? lo importante es que te esté nombrando
    besotes

    ResponderEliminar
  7. Símbolos y acuerdos. A mi me intriga como te gustaría que te llamen, eso es algo que mucha gente no pregunta.

    ResponderEliminar